Armature Studios anunció que el 1 de noviembre serían cerrados los servidores de DeadStar con la consecuente retirada de Steam y PlayStation Store, dejando disponible solo la demo jugable.

Ahora bien el porque de este fracaso ha sido explicado por Jack Matthews, director de operaciones en Armature Studios, sin irse por las ramas:

Estamos cerrando el juego porqué, sin demasiadas explicaciones, los costes de mantenimientos han superado los beneficios.

En pocas palabras Dead Star no ha llegado al objetivo de ventas previsto, por lo mantener los servidores abiertos en estas condiciones cuesta demasiado, de hecho por las declaraciones de Matthews el juego ha creado perdidas para el estudio.